QF31 Singapur – London Heathrow En Qantas de Singapur a London Heathrow

Qantas QF31

Lamentablemente, por problemas técnicos en este vuelo el A380 fue reemplazado por un B747. La verdad que la noticia me desanimó mucho, ya que una de las partes muy importantes de este viaje era viajar en el A380, y por lo tanto casi ni saqué fotos en el B747. Sí tomé muchas fotos del aeropuerto de Changi. Lo que tenia pensado describir para complementar el reporte del viaje de ida (el sistema de entretenimiento, el baño para discapacitados que es mucho más grande que los normales, etc.) quedará para otra ocasión.

El último día en Singapur transcurrió en forma bastante tranquila. En el hotel muy amablemente nos habían dado un late check-out a las 6pm, y aunque nuestro vuelo salía a las 11:59pm, una vez dejado el hotel decidimos irnos para el aeropuerto, ya que como Changi es muy grande y tiene muchas atracciones, el tiempo iba a pasar rápido.

Tomamos un taxi en la puerta del hotel, y como me quedaban solo S$24, no sabíamos si pedirle que nos lleve a la estación de metro más cercana, o directamente al aeropuerto. Le pregunté al taxista cuanto costaba, y me dijo “entre S$23 y 25”, yo le dije que tenía S$24, y me contestó “No hay problema, si el taxímetro marca más de S$24, te cobro S$24”. Macanudo el tachero.
No había nada de tráfico, asique habremos tardado unos 20 minutos en llegar, me sorprendió la fila de taxis que había llegando al aeropuerto, fácil 1km de taxis uno detrás de otro esperando para cargar pasajeros. Al final salió S$22, le dejé los S$2 restantes de propina, y nos metimos al hall del aeropuerto.

Changi tiene un servicio de check-in premium para pasajeros de business o first. Les aseguro que todo fue tan rápido, que no alcancé a sacar la cámara para tomar una foto! No bien nos acercamos a la entrada, vino un agente a preguntarnos donde viajábamos y nuestros nombres, otro nos agarró el carro con las valijas y nos hicieron pasar al area de check-in. Esta es una sala con escritorios (no mostradores), y con sillas para sentarse frente al agente de check-in. También hay sillones por si todos los puestos están ocupados y hay que esperar.
Aquí es donde me entero que no viajaba en el A380. Se dió el siguiente diálogo:
-Los voy a poner el un vuelo de British Airways que sale más temprano.
-Ni en pedo!- le contesto (bueno, no realmente así)
-Qué, no les gusta el servicio de British Airways?
-Sí, pero el de Qantas esta un poco mejor.
-Generalmente la gente opina lo contrario.
-Y además quiero viajar en el A380.
-Mhh, pero yo acá tengo anunciado un B747…
-Plop!  :cry:

Mi ánimo cayó por el piso y ya no dije nada más. Claro, me quería cambiar al vuelo de BA porque el B747 tiene menos capacidad que el A380 y había que repartir pasajeros, y como habíamos llegado temprano, eramos candidatos ideales. Ellos se encargaron de poner las valijas en la balanza, etiquetarlas y despacharlas. Me dieron los boarding passes para el QF31, y nos fuimos para la salida. Yo pensé, ahora salgo y saco algunas fotos de la entrada, pero no bien salimos del check-in, ya estábamos airside, separados por una pared, asique no pude sacar más fotos.

El área de free-shop:

Esto es justo al pasar migraciones, los mostradores se pueden ver apenas a la izquierda:

Video juegos gratis para entretenerse un rato:

Los carteles indicadores:

El área de comidas rápidas:

Cactus garden, uno de los tantos jardines que hay en Changi. Es al aire libre, asique básicamente la gente se junta acá a fumar, ya que es el único lugar donde es posible (y restringido a una zona), y también hay un bar:


Area para bebés y niños, hay facilidades para que las mamás cambien a sus bebés (los pañales, no a los bebés!):

Simpático el trencito que lleva los carritos:

Como teníamos bastante tiempo y más de un lounge para probar, decidimos hacer un poco de “lounge hopping”. Este es el Rainforest Lounge. Las bebidas alcohólicas había que pagarlas aparte, pero las gaseosas, jugos y los snacks eran gratis:

Nos quedamos un rato pero no nos pareció demasiado lindo, la coca de la máquina estaba muy aguada, y había un niño jugando a un video juego que hacía demasiado escándalo, asique decidimos irnos al lounge de BA/QF.
Ya mostré algunas fotos de este lounge en el reporte del viaje de ida, asique no tomé más ahora. El lounge estaba muy lleno ya que hay varios vuelos de QF y BA que salen por la noche. Aproveché para ducharme y sacarme el último resto del pegajoso calor singapureano. A medida que iban anunciando los vuelos el lounge iba quedando más vacío, hasta que quedamos solo los del QF31. En ese momento comenzó un ruido como de un martillo neumático funcionando detras de la pared, asique los últimos minutos los pasamos con los pelos de punta.

Finalmente llamaron para nuestro vuelo:

Fuimos caminando hacia la puerta C25, que era una de las últimas:

Finalmente llegamos a la puerta:

Aqui se desvaneció mi último miligramo de esperanza que el avión fuera un A380 y todo haya sido nada más que una broma, era nomás un B747, el VH-OJS, de 1999, llamado Hamilton Island.
Nos habían asignado los mismos asientos que hubiéramos tenido en el A380, 12AB, asique estábamos en el upper-deck otra vez:

Menú del desayuno, que como siempre hay que llenar al abordar así lo preparan sin despertarnos:

No tengo mucho que contar sobre el vuelo en sí: cenamos, miré un poco de tele y me fui a dormir. Me desperté unas horas antes de llegar, miré más tele, y tomé el desayuno.
Cuando estábamos llegando a Londres, el capitán anunció que había mucho tráfico en Heathrow y estaríamos unos minutos en circuito de espera. Por suerte el cielo estaba despejado y podía ver todo. Primero dimos dos vueltas sobre el este de Londres.
Las torres en el centro es Canary Wharf, el nuevo distrito financiero, la carpa blanca gigante a la izquierda es el O2, donde iba a dar Micheal Jackson (RIP) los 50 conciertos, y a la derecha está mi casa, se los aseguro!  :jejeje:

El London City Airport (LCY):

Luego dimos una vuelta más sobre Central London, pero lamentablemente esta vez giramos para el otro lado y la vista estaba también del otro lado, pude ver Tower Bridge, el London Eye y el BigBen, pero no fotografiarlo.
Aterrizamos, y estacionamos al lado de otro B747, supongo que sería el QF9 desde SIN y MEL:

Patético intento de fotografiar el B747 de BA con livery de One World:

Desembarcamos rápidamente y fuimos para migraciones. La máquina de Iris no funcionaba asique tuve que hacer la cola pero no había demasiada gente y rápidamente pudimos pasar. Nuestras valijas llegaron rápido y fuimos hacia la estación para tomar el metro a casa.

En fin, la verdad que hicimos un viaje espectacular, el vuelo en el A380 un lujo, lástima que no se pudo dar a la vuelta. Qantas demostró ser una gran aerolínea con un muy buen servicio y es recomendable 100%

2 Responses to QF31 Singapur – London Heathrow En Qantas de Singapur a London Heathrow

  1. Tomas says:

    Ale, sabes q el a380 en el q querias viajar despues de 2 dias se conocio como el desastre del vuelo 032? Era el avion de qantas q se le prendio fuego el numero 4! Y tuvo q aterrizar en el aeropuerto de singapur! Te aseguro q ese miligramo de esperanzalo perdiste al verlo, pero si vieras el avion en su esyado, la esperanza se te huniera ido al reverndo carajo!

Dejame un comentario!

%d bloggers like this: